Pantallas de smartphone in crescendo

Hemos pasado de querer teléfonos más y más pequeños, a querer llevar 1/4 parte de nuestra pantalla de ordenador en nuestro bolsillo. ¿A que se debe? Bueno, es evidente que el uso del teléfono ya no es el que era hace unos años. Desde que Apple presentó su increíble iPhone, el mundo de la telefonía realizó un giro muy brusco hacia otra dirección opuesta a los principios por los cuales los teléfonos móviles se habían creado. Esto es, el consumo vídeos, texto, redes sociales, vídeo juegos y aplicaciones de diversas temáticas que han hecho que nuestro rudimentario teléfono, se haya convertido en todo un ordenador de «diminutas» dimensiones, y recalco la palabra entre comillas porqué tal y como expongo en esta entrada, lo de diminutos es algo que suena a chiste en los tiempos que corren.

  • Los inicios / Aparición del primer iPhone

Para que os hagáis una idea de cómo ha ido evolucionando el mercado, el primer teléfono inteligente de Apple, presentado en el ya lejano 2007, poseía una pantalla con una diagonal de únicamente 3,5 pulgadas, algo que hoy día sería inadmisible para la mayor parte de los consumidores. Y lo es, aunque tu quizás prefieras llevar un móvil de tamaño racional, cosa que sería lo más normal del mundo si el ser humano pensara con la cabeza, pero que no lo es, ya que hoy día, como muchas otras cosas, lo racional no se lleva.

Cronología del crecimiento sufrido por el teléfono de Apple del 4S al recién salido del horno iPhone 6 Plus
Cronología del crecimiento sufrido por el teléfono de Apple del 4S al recién salido del horno iPhone 6 Plus

Es curioso como una empresa como la que preside Tim Cook, la cual siempre había defendido que un teléfono debía poder ser controlado mediante el uso de una única mano, en este año 2014, haya cedido a la presión del mercado, y haya acabado subiendo las diagonales de su teléfono en 4,7″ para el iPhone 6, y yéndose hasta las cada vez más corrientes 5,5″ para su tope de gama, el iPhone 6 Plus.

  • Nace la familia Galaxy S de Samsung. Cómo ha sido su evolución.

Sin embargo, aunque el primer smartphone de Apple fué el que revolucionó el mercado móvil tal y como lo conocíamos hasta esas fechas, fue Samsung la primera en empezar a hacer crecer el tamaño de las pantallas. Empezando por el primer Galaxy S, el primer integrante de la que es posiblemente junto a la familia Note, una de las sagas más prolíficas en el mundo Android. El primer retoño de la saga, empezó con una pantalla de 4″, suficiente por aquel entonces para todos, hasta incluso había gente que alzaba las manos pidiendo algo de raciocinio, criticando duramente ese excesivo tamaño.

Aquí podemos ver de izquierda a derecha, el primer Galaxy S, el S2, el S3, el penúltimo en salir Galaxy S4, y el recién llegado S5
Aquí podemos ver de izquierda a derecha, el primer Galaxy S, el S2, el S3, el penúltimo en salir Galaxy S4, y el recién llegado S5

En el 2011, un año después, Samsung presentó el que posiblemente haya sido su mayor éxito hasta la fecha. El Galaxy S2 se desmarcó un poco más respecto a su competencia subiendo esta vez la diagonal hasta las 4,3″. Como vemos, mientras el iPhone 4S presentado ese año mantenía las clásicas 3,5″, los coreanos iban distanciándose poco a poco y conseguían así que todos los usuarios que probaban su buque insignia, no quisieran volver a diagonales tan modestas como la que equipaba el teléfono de Apple.

12 meses después (más o menos, no vayamos a ser tiquismiquis), Samsung volvió a la carga y de nuevo, revolucionó el mercado. Galaxy S3 era su nombre, y la papeleta a resolver era muy dura, debido a que su antecesor había marcado un ritmo de ventas brutal y una fama que sería difícil de repetir. Por suerte para los asiáticos, el éxito se repitió. En este caso, el tercer integrante de la familia S ya iba equipado con una pantalla de considerables dimensiones. 4,8″ convertían al teléfono de Samsung en algo por aquella época desmesurado, pero no para el consumidor ávido de mayores dimensiones. Quizás fue por eso que entre la segunda y tercera generación de los Galaxy S, y por la cada vez mayor demanda de los usuarios, apareció una familia paralela conocida como Note, la cual como seña de identidad, junto al uso de un lapiz, presentaba diagonales monstruosas más típicas de tablets de aquella época que de un smartphone al uso.

Las dos sagas de Samsung siguieron marcando la pauta a las demás compañías. Un año después, tras tres teléfonos con la coletilla «S» y dos phablets de la gama Note, la multinacional Coreana presentó el Galaxy S4, y por vez primera en los Galaxy S, se llegaba a la psicológica cifra de 5 pulgadas de diagonal. En ese momento, el Note 3 ya incorporaba en su estilizado cuerpo una diagonal de 5,7″, como digo, algo tremendo pero cada vez más normal y demandado por el público.

Último integrante de la saga Note, el Note 4.
Último integrante de la saga Note, el Note 4.

Y aquí estamos, con un Galaxy S5 salido del horno este mismo año, aumentado de nuevo la distancia que hay entre sus diagonales. Concretamente 5,2″ son las que tiene el buque insignia de Samsung, mientras que en el caso del Note 4, el tamaño se mantiene en 5,7″, igualito que su antecesor. ¿Se habrá acabado la batalla por ver quién la tiene más grande? Perdonad mi escepticismo, pero lo dudo.

  • Las demás compañías se suben al carro 

Hasta este punto, la mayoría estaréis pensando que este artículo podría pasar por una entrada promocional de Samsung y Apple. Siento si ha dado esa sensación, es lo que tiene que ambas empresas comanden el sector y marquen tendencia. Sin embargo, en los últimos años, hemos estado viendo como otras compañías han abierto la veda a nuevos tamaños de pantalla hasta ahora impensables.

LG, eterna segundona tras los pasos de Samsung, al fin se ha puesto las pilas. Muy criticada por su nefasta política de actualizaciones y teléfonos sin carisma alguno, junto con una capa de personalización poco valorada y apenas innovación, hoy por hoy podemos hablar de que todo lo malo escrito aquí, ha desaparecido. Por un lado, las actualizaciones llegan a la mayor parte de sus terminales (aunque no a todos, cosa que parece misión imposible), sus teléfonos se distancian del resto con diseños más elaborados, su Optimus UI (la capa de personalización) ha mejorado una barbaridad, y por último, novedades tan destacadas como los botones en la parte trasera, marcos ultrafinos, resoluciones QuadHD y como no, los KNock Code y otros «accesos rápidos» aplicados en sus últimos terminales, hacen de esta firma una de las mejor valoradas en este año 2014.

Pero como de pantallas estamos hablando, LG ha querido distanciarse también del resto de sus competidores con las 5,5″ del LG G3, rival del Galaxy S5 de Samsung y el Xperia Z3 de Sony, ambos con pantallas de 5,2″. Como vemos, la carrera por ver quién la tiene más grande no ha parado, y es de suponer que los sucesores de estos teléfonos crezcan de nuevo en lo que a diagonales se refiere.

No obstante, sería injusto hablar únicamente de las «primeras marcas». Otras como la Española Bq también se ha querido subir al tren de los grandes displays. Con la estrenada familia Aquaris E, la empresa afincada en Madrid ha presentado un teléfono de hasta 6″, una barbaridad si hablamos de smartphones, los cuales aquí ya pierden su característico nombre para adoptar el que comúnmente se usa en estos casos, el de phablet (quiero ver hasta qué punto pasarán de ser considerados phablets a tablets al uso, porqué al ritmo que vamos…).

Para acabar con el artículo, me gustaría destacar el papel cada vez más protagonista que están ejerciendo las compañías Chinas. Algunas más conocidas como Huawei, ZTE o Xiaomi, también han sucumbido a la moda de pantallas gigantes, siendo sus buques insignia los encargados de adoptar estas tremendas diagonales. 

¿Seguiremos viendo las pantallas de nuestros teléfonos crecer año tras año? ¿Qué piensas sobre ello?

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s